1. Inicio
  2. Colabora

Hazte patrocinador

El trabajo de los Doctores Sonrisa sería imposible sin el apoyo de empresas y entidades públicas que colaboran como patrocinadores de la Fundación Theodora. Las empresas son cada día más conscientes de la importancia de colaborar con su entorno inmediato a través de su departamento de Responsabilidad Social Corporativa (RSC). Este tipo de apoyo a la sociedad presenta multiples ventajas: notoriedad, imagen de marca, cercanía con el público objetivo y hace patente la implicación del patrocinador en la mejora de los derechos de la infancia. Escríbenos y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible.

 Este tipo de apoyo a la sociedad presenta múltiples ventajas:

  • Participar de una forma positiva en tu comunidad
  • Hace patente la implicación de la empresa en la mejora de los derechos de la infancia.
  • Notoriedad e imagen de marca
  • Cercanía con el público objetivo

Y si quieres, ¡te llevamos a los Doctores Sonrisa para que todos los empleados de la empresa conozcan la iniciativa!  ¿Conoces nuestro Smiling Tour?

Beneficios Fiscales

La acreditación del Ministerio de Economía y Hacienda hace posible que los donantes de la Fundación Theodora disfruten de los beneficios fiscales de la Ley de Mecenazgo.

  • Las aportaciones realizadas por personas físicas darán derecho a una deducción de hasta el 75% del importe de la donación de la cuota íntegra del IRPF.
  • Las aportaciones realizadas por personas jurídicas darán derecho a una deducción de hasta el 40% del importe de la donación de la cuota íntegra del Impuesto sobre Sociedades.

El trabajo de los Doctores Sonrisa no sería posible sin el apoyo de las empresas y entidades públicas que colaboran como patrocinadores de la Fundación Theodora. ¡Ayúdanos a hacerlo posible!

Juan Lizondo, voluntario de la Fundación Theodora

Lo que mas me aporta mi trabajo como voluntario en Theodora es ayudar en su trabajo a gente tan implicada en una causa tan bonita como son las sonrisas de unos niños. Porque en el fondo aunque sea una parte mínima, me hace sentirme participe de ello. Para mí colaborar con Theodora es un placer y creo que es una de las cosas que hago con más entusiasmo. Aparte, la Fundación me ha dado la oportunidad de conocer un lado de las personas que se ve poco en la vida diaria y que provoca en mí mucha satisfacción.

Alba, adolescente hospitalizada

Hace tres años yo estaba ingresada en el hospital de Santiago, en pediatría. El día que llegué allí me sentía realmente sola. No podía recibir visitas de mi familia hasta que mi salud mejorase. Estaba llorando cuando alguien abrió la puerta. La verdad es que me quedé alucinando cuando vi que un payaso entraba en mi habitación. El doctor Niquete me sacó una sonrisa en el peor momento de mi vida. Lo digo de corazón, muchísimas gracias.